30 Frases de Winston Churchill: el gobierno en tiempos de guerra
Vota el artículo

Las frases de Winston Churchill nos muestran el carácter activo y poco dado a la corrección política del que fuera primer ministro británico durante la Segunda Guerra Mundial. Nació en Inglaterra en 1874, en el seno de de la familia aristocrática de los duques de Marlborough. Dedicó más de cincuenta años a la política, donde ocupó varios cargos, aunque el más conocido de todos fuera precisamente el de primer ministro.

Las frases de Winston Churchill nos hablan de la dificultad de gobernar en tiempos de guerra, así como de los problemas que supuso el mundo que aconteció después del final de la Segunda Guerra Mundial con el advenimiento de la Guerra Fría y la división de los países en sendos bloques, liderados por Estados Unidos y la Unión Soviética. Winston Churchill falleció en Inglaterra en 1965, dejando un gran legado político y literario. De hecho, se trata del único primer ministro británico que ha obtenido el Premio Nobel de Literatura, por lo que parecen sobrar las razones para elaborar una selección de las mejores frases de Winston Churchill, no te las pierdas.

30 Frases de Winston Churchill: el gobierno en tiempos de guerra

1. Ahora que poderosas poblaciones son lanzadas contra otras […] una guerra europea no acabaría sino con la ruina del vencido y con el agotamiento y el hundimiento comercial, casi tan fatal como el del vencido, del vencedor.

2. Dejad, pues, el pasado a la Historia, pues yo tengo la intención de escribirla.

3. A veces, cuando la Fortuna frunce el ceño con más rencor, prepara sus más deslumbrantes regalos.

4. Jamás en la historia del conflicto humano, tantos debieron tanto a tan pocos.

5. Desde Stettin en el Báltico hasta Trieste en el Adriático, un telón de acero ha descendido sobre el continente europeo.

6. El crecimiento antinatural y cada vez más veloz de las clases de mente débil e insanas, acoplada como lo está a una firme restricción de los linajes acaudalados, enérgicos y superiores, constituye un peligro nacional y racial que no es posible exagerar…

7. El socialismo es la filosofía del fracaso, el credo de la ignorancia y la doctrina de la envidia.

8. Los que se han encontrado con el Señor Hitler cara a cara en asuntos públicos o en términos sociales han podido apreciar que se trata de un político altamente competente, ponderado, bien informado, de modales agradables y una desarmante sonrisa.

9. Malos serían los consejeros, oscuro sería el día en que nos embarcásemos en la más absurda, fútil y fatal de todas las guerras: una guerra con los Estados Unidos.

10. Este no es el final de la guerra, ni tan siquiera el principio del fin. Es, tal vez, el final del principio.

11. De lo que estoy absolutamente seguro es de que, si comenzamos una discusión entre el pasado y el presente, descubriremos que hemos perdido el futuro.

12. Al cabo de cinco días había vencido mi repugnancia por el whisky.

13. El presidente Roosevelt olvida con frecuencia que hay siete millones de polacos en los Estados Unidos. Siete millones de electores…

14. Nadie puede calcular lo que se ha llamado ”la inestimada suma del dolor humano”.

15. Lamento la agonía de Rusia, pero los rusos mismos han tejido su destino dejando las manos libres a Hitler en Polonia. También ellos mismos se han privado de un segundo frente, dejando destruir al Ejército francés. Si nosotros hubiéramos sido destruidos en agosto de 1940 ellos se habrían quedado más que indiferentes.

16. La caída del tirano Perón en Argentina es la mejor reparación al orgullo del Imperio y tiene para mí tanta importancia como la victoria de la segunda guerra mundial, y las fuerzas del Imperio Inglés no le darán tregua, cuartel ni descanso en vida, ni tampoco después de muerto.

17. No acepto que se haya hecho un gran mal a los Pieles Rojas de América, o a los negros de Australia, por el hecho de que una raza más fuerte, una raza de mas alta graduación, haya llegado y ocupado su lugar.

18. Nos enfrentamos a un valiente y hábil oponente y, si puedo decir tal cosa a través de la destrucción de la guerra, a un gran general.

19. No hay que darse por vencidos jamás, salvo ante las convicciones del honor y el sentido común.

20. ¿Para qué engañar a la nación? ¿Para qué sirve el parlamento, si no es el lugar en el que se pueden hacer declaraciones ciertas ante el pueblo?

21. No entiendo estos remilgos contra el uso del gas. Estoy completamente a favor de usar gases venenosos contra las tribus incivilizadas.

22. A mediados de junio de 1936, la creciente degeneración del régimen parlamentario en España, y el vigor con que se preparaban sendas revoluciones comunistas y anarquistas, desencadenó un alzamiento militar que llevaba tiempo preparándose. En España estaba manifestándose una perfecta reproducción del período de Kerensky en Rusia…

23. No tengo nada que ofrecer, excepto sangre, sudor, lágrimas y fatiga.

24. No puedo pronosticar cuál será la reacción de Rusia. Es una acertijo envuelto en un misterio dentro de un enigma…

25. EE.UU. hace invariablemente lo correcto, después de haber agotado el resto de alternativas.

26. Muchas formas de gobierno han sido probadas y se probarán en este mundo de pecado e infortunio. Nadie pretende que la democracia sea perfecta u omnisciente. En verdad, se ha dicho que es la peor forma de gobierno excepto todas las demás formas que han sido probadas en su oportunidad.

27. No desesperen, no se rindan ante la violencia ni la tiranía; sigan adelante y mueran, si es preciso, antes que dejarse vencer.

28. Nosotros defenderemos nuestra isla, lucharemos en las playas, lucharemos en los campos de aterrizaje, lucharemos en los campos y las calles, lucharemos en las colinas; y, nosotros, nunca nos rendiremos.

29. Para bien o para mal, el dominio del aire es hoy la máxima expresión del poderío militar. Las flotas y los ejércitos, aunque necesarios, deben aceptar un lugar subordinado.

30. No voy a mentir diciendo que, si tuviera que elegir entre el comunismo y el nazismo, elegiría el comunismo.

¿Qué te han parecido estas frases de Winston Churchill? ¿Coinciden con la idea que tenías del político británico que ha sido representado en multitud de películas ambientadas en la Segunda Guerra Mundial? ¿Crees que las frases de Winston Churchill podrían ser aplicadas a la política actual, o que por el contrario nos hablan de un mundo demasiado lejano y diferente al de hoy en día? Cuéntanos qué opinas de este personaje histórico y de su papel en el desenlace del mayor conflicto bélico del pasado siglo XX. ¡Estaremos encantados de conocer tu opinión!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here